Sábado Santo

Comentario P. Antonello Lapicca.

MUDOS DELANTE DE UNA PIEDRA

Ya desde el nacimiento Jesús ha sido como aspirado por aquella hendidura en la Roca, que ha sido el sepulcro de José. Allí tuvo que bajar, allí llegó su amor hasta al final; su último aliento infundió a todo el cumplimiento. Un aliento débil, imperceptible, pero dentro tenía guardada toda la vida de Dios que, como una bendición, bajó y se acomodó humilde, invisible adonde no habia vida: aquel ¡ Todo es cumplido! abrió el camino a su cuerpo sin vida, invadió aquella tumba preparándola para acoger aquella muerte única y santa. Una racha divina prohibida al ojo listo del hombre; un misterio de vida que estalla en la muerte, ninguna ciencia podrá empujar nunca aquel botón a cebarlo. Ha bajado allí, en aquel sepulcro, el gameto de Dios, como en el seno de una mujer, y cada tumba, desde aquel instante, se ha hecho Novia del Señor de la vida.

El Hijo de Dios, igual a Dios, Dios en Persona, tuvo que entregarse sin reservas a la muerte que todos nos encarcela; tuvo que pasar por ella, para llegar a nosotros sus esclavos. Tuvo que hundirse en nuestra realidad porque nos diéramos cuenta de Él, dándonos cuenta de la muerte que llevamos dentro; tuvo que casarse con nosotros en aquel sepulcro para reconducirnos  a el Paraíso.

El sepulcro que hoy contemplamos, reflejo de nuestra vida, donada para ser jardín y experimentada como un desierto. Pero justo allí, como el grano caído a tierra de cuyo nadie se percata, que ha sido sembrada la vida. La esterilidad se vuelve fecundidad, la impotencia es transformada en poder sin barreras, la muerte se vuelve en seno bendito de vida. El sepulcro en el cofre del gozo que no tiene fin. Aquellos tres días, largos, amargos, oscuros y dolorosos, aquellos tres días en los que la vida es sustraída, aquellos tres días son los más fecundos.

AQUI EN YOUTUBE

https://youtu.be/8C9Lc4q_kAw

OTRO COMENTARIO

https://youtu.be/_8SdOthFt0w

-----

------

Entradas populares

Imagen

Evangelio Comentado

Imagen

El Martirio